Ayer miércoles, entre las 8,30 y 9,30 de la noche, el grupo joven de la Hermandad Sacramental
de los Dolores, celebró nuevamente una Hora Santa de adoración a Jesús Sacramentado.
 Ya se ha convertido en una preciosa tradición, a iniciativa de estos jóvenes, que una vez al mes
se reunan para orar y confraternizar al lado del Amor de los Amores. Jóvenes todos ellos
comprometidos en la Iglesia, de Misa Dominicial y confesión frecuente, que dan testimonio
de fervor Eucarístico siguiendo unos de los pedidos del Papa Benedicto XVI en este año de la
Fe y también como orientación que debe seguir toda pastoral juvenil:
* LA EUCARISTÍA VIVIDA CADA DOMINGO EN FRATERNIDAD
* LA ADORACIÓN EUCARÍSTICA QUE COMPLEMENTA A LA MISA DOMINICAL
* LA CONFESIÓN FRECUENTE
* LA FORMACIÓN SIGUIENDO EL CATECISMO
* LA CARIDAD HACIA LOS MÄS DESFAVORECIDOS
 
          En la Parroquia se acoge con inmensa alegría a estos jóvenes católicos y cofrades, y se
les anima a seguir en el mismo empeño y entusiasmo para el futuro.
 
                              LAUS DEO
Anuncios